abril 4, 2020
vino para hacer yoga

El vino y el yoga

El vino y el yoga son grandes compañeros que se complementan bien, teniendo en cuenta que estimulan el cuerpo y la mente. Todos sabemos la gran historia de la disciplina terapéutica que es el Yoga, capaz de otorgar numerosos beneficios a la salud y estabilidad mental.

Pero pocos le prestan atención al vino como un complemento en las sesiones y clases de yoga, que por suerte han encontrado un lugar donde se están estableciendo fuerte.

Una copa de vino de los mejores viñedos será el toque de gracia que lo hará desenvolverse mejor en las clases. Imagina que en vez de música de fondo, estás acompañado por el olor a vino, haciendo la disciplina más versátil de lo que ya es.

Ante tal situación, hemos decidido crear un artículo completo sobre todo lo que debes saber del Vino y el Yoga. Cómo funcionan juntos, ideas para complementarlos y cuáles son sus ventajas para el cuerpo y la estructura de las sesiones de Yoga en cualquier lugar del mundo, e incluso en los viñedos.

El yoga y el vino

Para hacer yoga solo necesitamos nuestro cuerpo, una colchoneta y la instrucción correcta. Más allá de eso, se pueden agregar ciertos factores que harán de la disciplina algo más versátil. Tradicionalmente ha sido la música, pero una moda que está tomando fuerza es el Vino.

hacer yoga con vino

Para algunos puede ser una idea excéntrica, y que quizás está pasado de tono, pero los retiros espirituales y los centros elitistas que ensañan sobre Yoga, han acogido esta modalidad como algo innovador y que puede darle su toque de gracia para incentivar a las personas a que practiquen yoga.

Ya vemos invitaciones a clases o instrucciones de Yoga con una copa de vino en la mano, tomando una bebida saludable que otorga resultados mágicos al cuerpo, provocando una estimulación a la mente y diversificando por completo las sesiones. Haciéndolas más divertidas y originales.

Beneficios del Vino y el Yoga

Si aún no te has convencido de unir el Vino y el yoga, hemos decidido recopilar los beneficios de fusionar a la bebida y a la disciplina terapéutica para que lo hagas desde casa, o asistas a una rutina donde estén presente estos dos factores.

  • Saludable. El yoga es una práctica que es ventajosa para el cuerpo, siendo de ayuda en enfermedades cardiacas peligrosas y alejando el estrés. Lo que seguro no sabías es que una copa de vino también es beneficiosa para el organismo, ayudando en el rejuvenecimiento y previniendo aflicciones relacionada con el corazón.
  • Innovador. Unir estos dos conceptos es completamente original, ya que se están implementando factores de gran atracción. Por un lado los viñedos cuentan con sesiones de yoga en las instalaciones, para que los individuos realicen las clases hundidos por el olor a las mejores copas. Con aromas increíbles, y una vez que se sirve, sentirá la fuerza correr por su cuerpo.

yoga y vino

  • Sociable. En una clase de yoga encontrará compañeros que disfrutar pasar un rato terapéutico. Pero ahora se relacionará con los amantes del vino. Lo que mejorará, o reforzará sus lazos de amistadas con la finalidad de que su autoestima suba.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *